Cocina & recetas

Recetas de rechupeteRecetas de rechupete – Recetas de cocina caseras y fáciles

Frixuelos asturianos

frixuelos asturianos

Info.

Ingredientes

  • 200 gr. harina
  • 4 huevos
  • 500 ml. leche entera
  • Ralladura 1 limón
  • 1 cda. coñac o de anís
  • 2 cda. azúcar
  • Una pizca de sal
  • Azúcar para espolvorear
  • Aceite de oliva virgen extra suave

Receta de frixuelos asturianos. Siempre me ha llamado la atención la gran diversidad, culinariamente hablando, de nuestro país. Estemos en la comunidad autónoma que estemos, nos encontraremos con un repertorio gastronómico propio extenso y variado para cualquier época del año. Pero la verdad es que pese a la gran diversidad, existen muchos puntos en común entre muchas de las recetas de postres clásicas, lo cual me lleva a pensar que muchas veces nos parecemos más de lo que nos diferenciamos.

Uno de los ejemplos más claros quizá sean los tradicionales frixuelos asturianos propios de estas fechas. Los frixuelos son primos hermanos de las filloas gallegas y de los crepes franceses, unas tortitas elaboradas con leche, huevos y harina que se cocinan en una sartén engrasada y que son de presencia obligada en las mesas asturianas en su Antroxu o Carnaval así como en la fiesta de Comadres. Los frixuelos los podéis encontrar con nombres tan diversos como los fayuelos, frijuelos en la provincia de León o fayuelos en asturiano, todo depende de la zona geográfica que nos encontremos.

El procedimiento es muy sencillos y su presentación también. A medida que se van preparando se colocan en un plato, unos encima de los otros no sin antes espolvorearlos generosamente con azúcar. Ahora sólo queda estar cerca de la cocinera para disfrutarlos como mejor están, aún calientes.

Preparación de los frixuelos asturianos

  1. En un bol batimos los huevos y añadimos las dos cucharadas de azúcar. Continuamos batiendo hasta que este se haya integrado.
  2. Incorporamos la cucharada de coñac, la leche, una pizca de sal y la ralladura de limón. Volvemos a batir para mezclar bien los ingredientes.
  3. Añadimos la harina, poco a poco, al tiempo que seguimos vamos incorporándola con la ayuda de unas varillas. Dejamos la masa en reposo durante unos 30 minutos. Así conseguimos que la harina abra, y nos quede una textura como de crema ligera.
  4. La cantidad de frixuelos resultante dependerá del tamaño de la sartén que vayamos a utilizar. Yo he usado una sartén pequeña, de unos 20 cm. de diámetro. Añadimos una gota de aceite a la sartén y, con un papel de cocina, lo extendemos por toda la superficie de la base. Con una gotita es suficiente, sólo tenemos que cubrir la superficie con una finísima capa. No es necesario una crepera, sólo una sartén normal que sea antiadherente, si no lo es, no podréis hacer los frixuelos porque se romperán al darles la vuelta.
  5. Cuando la sartén esté caliente añadimos una porción de la mezcla e, inclinando la sartén hacemos que cubra toda la superficie de la base de la sartén. La cantidad para una sartén pequeña es, más o menos, un poco más de la mitad del volumen de un cucharón de cocina.
  6. Dejamos, a temperatura medio alta, que se vaya haciendo el frixuelo. Cuando vemos que los bordes empiezan a despegarse o tostarse, le daremos la vuelta y dejamos que se cocine 30 o 40 segundos más. A medida que los vayáis preparando veréis el punto en el que está listo de forma muy fácil, no os preocupéis.
  7. Vamos colocando los frixuelos en un plato y espolvoreándolo con azúcar a medida que los vamos haciendo, colocándolos unos sobre otros. Repetimos la operación, mojando la sartén con una nueva gota de aceite cada vez que os pongamos con un nuevo frixuelo. La forma tradicional de comerlos es enrollándolos y es aconsejable que estén calientes.

Con muy poco trabajo tendremos lista una bandeja para disfrutar de este estupendo dulce asturiano. Si además los acompañamos de crema pastelera, mermelada o chocolate tendremos todo un postre de rechupete. Perfecto para servir como desayuno, merienda o postre final de una sobremesa acompañada de un rico licor café gallego, ¿quién da más?

¿Hay ‘fame’? La cocina asturiana no se entiende si estas recetas. Un cachopo de ternera no te va a decepcionar si te gusta la carne, si te gusta el cuchareo, no puedes dejar de probar su famosa fabada, sus mundialmente conocidas fabes con almejas o esas espectaculares verdinas, para abrir boca, tienes sus bollos preñados o unas cebollas rellenas (a mi las que más me gustan son con bonito, pero también las tienes con carne). Para acabar una jornada gastronómica que no olvidarás, sus postres, el arroz con leche más rico que habrás probado nunca o el tocinillo de cielo de Pravia. Y por supuesto un buen café o infusión debe ir acompañada de unas moscovitas. Son un montón de recomendaciones que no debéis dejar de probar en Asturias o en vuestra casa, ¿por qué no?

No dejéis de disfrutar de todos los dulces de rechupete en nuestras recetas de postres, os aseguro que encontraréis un montón de ideas para hacer mucho más felices a los vuestros. Podéis ver todas las fotos del paso a paso de la receta de frixuelos asturianos en este álbum, no os perdáis detalle y os saldrá perfecto.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Compartir Twittear Pin it Imprimir

Si te ha gustado esta receta o tienes alguna duda de cómo hacerla deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *